familias de plantas

CUIDADOS DEL CRISANTEMO

Tradicionalmente en nuestra cultura occidental se le ha dado al Crisantemo una significancia relacionada al fallecimiento de un ser querido. Sin embargo en la cultura oriental se le atribuye una simbología de placer y felicidad desde mucho antes que comenzáramos a cultivarlo en Occidente. ¿Has intentado tener Crisantemos en tu jardín o terraza? Te invitamos a descubrir qué simboliza para ti esta flor otoñal. Aquí podrás encontrar la mejor guía para sus cuidados.

El Crisantemo tiene una floración tardía en comparación con la mayoría de especies de flor que usamos en nuestro jardín. Debido a esto destaca mucho cuando el resto de las plantas han perdido su flor. Florece naturalmente en abril, mayo y junio, pero actualmente existen variedades manipuladas que florecen más extensamente.

En general el cuidado de esta flor es bastante simple, ten en consideración las siguientes labores:

– Ubica la planta en un lugar sin corriente de aire, viento o pleno sol, prefiere el sol de mañana que el de la tarde.

– El rango ideal de temperatura para el Crisantemo es 12ºC – 18ºC, no resisten heladas ni calores intensos.

– Debes regar regularmente si no llueve; deja secar los primeros 5-7 cm. del sustrato antes de regar otra vez. Para saber si está seco puedes enterrar un palito de madera. Nunca mojes el follaje, para evitar aparición de hongos.

– El sustrato apropiado es uno bien drenado y con alta materia orgánica. Usa una tierra común de maceteros y agrega 30% de perlita.

– Con tus manos o con ayuda una tijera elimina flores secas para promover nueva floración.

– Fertiliza con abono líquido en el agua de riego, cada 15 días. En el período de crecimiento vegetativo (follaje y no flor) usa un abono de 20-10-20 (Nitrógeno-Fósforo-Potasio), para el período de floración usa uno de 10-20-20 o lo más cercano a estos valores que puedas encontrar.

– Para reproducirlo puedes hacer división de matas (cada 3-5 años), esquejes o sembrar semillas. Para hacer esquejes debes cortar trozos de ramas de 5-10 cm., y plantarlos en un contenedor que puedas ubicar a la sombra. Deja un espacio de mínimo 3 cm. entre cada esqueje plantado, para facilitar la separación de plántulas posteriormente. Después de 30 días ya habrán enraizado y puedes trasplantarlos a su lugar definitivo.

– Poda: Despunta a fines de primavera, en invierno después de floración corta las matas a 2 cm. sobre el nivel del suelo y cubre con huano.

– Trata posibles ataques de hongos (Phythium, Fusariosis, Roya) con un producto de amplio espectro.

– Pueden existir ataques de plagas como Pulgón, Ácaros, Trips y Larva minadora. Para esto usa productos como Aceite Springhill o Cyperkill, puedes encontrar otras alternativas de composición orgánica en el mercado.

Si aún no has conseguido tu planta de Crisantemo te recomendamos buscarla en nuestras tiendas Easy de todo Chile. Sigue estas sugerencias de cuidados y disfruta de la flor de otoño en su máximo apogeo.

2 comentarios

  • Marisol Paredes

    Hola!
    Mis crisantemos estan con muchas flores.
    Para reproducir los crisantemos por esquejes en que meses del año puedo hacerlo?

    • Isamar Hernández

      Hola Marisol. Puedes hacerlo durante todo el año excepto entre Mayo y Septiembre ya que el frío no permitiría el desarrollo de las raíces. Saludos.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *